Template by:
Free Blog Templates

Nicole En El Hoku Fam 2008.

Era una noche oscura y tormentosa, mientras me dirigía hacia mi primer evento Otaku oficial. Vaya manera de empezar, en San Carlos a muchos kilómetros de mi hogar. En el pecho encerré una ilusión de lo que podía esperar de dicho evento.

Me uní a un grupo de amantes del anime muy variado, desde un ser súper ególatra a otro que se cree dios. El viaje de ida fue largo, cansado. Más nunca fue aburrido.

Llegue casi a las 8 am, dispuesta a… vender café (es una largaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa historia), con mi “jefe” Kiba. A quien considero una excelente persona, ya que es weird como yo. Acomodamos el puesto y nos dispusimos a trabajar.

Un lunar en el viaje lo causo la noticia de que Demon y Cucho, probablemente no llegarían (pero si llegaron).

En el transcurso de la mañana me dedique por completo a el café, esperando con ansias que fuesen la una de la tarde para escuchar a los chicos de rock Band, en donde tocaba mi hermano, Brown, R y James (por cierto tocaron bastante bien).

A pesar de mi ajetreada agenda pude disfrutar de todo el evento, incluso entregar premios. Me llamo mucho la atención de las lolitas góticas, el karaoke lo ubicaron en un lugar no muy apto para creerse súper nova. Mi total repudio a los jueces del concurso de dibujo, donde Armando debió de haber ganado. Si él hubiera hecho un dibujo de Naruto besando a Sasuke hubiese ganado (Palabras Sabias De Sendo). Los cossplay, aunque no hubo muchos estuvieron pasables, los chicos akatsuki a mi parecer eran muy elaborados. Aunque provengan de una serie no tan buena para mí gusto. Gracias por la foto. Los demás eran buenos pero no me impresionaron tanto como los de Naruto.

Después de la entrega de premios, nos apresuramos a acomodar todo y llevarlo al Frikibus, pues la idea era cenar en Zarcero. Ya a esas alturas del día, me encontraba muy cansada, pero la insistencia de los compañeros de contar chistes ME IMPIDIO DORMIR.

Esa es la crónica de mi primer evento Otaku, que espero no sea el ultimo.

Kiba, Hideki, James y Yo